Suzuki V-STROM 1050 XT: La trail más completa de la marca

Estética más off-road inspirada en la DR-Z Big, motor Euro5, nuevo paquete electrónico en la versión XT, instrumentación digital, iluminación LED, asiento más confortable y regulable y puerto USB en el puesto de mandos son algunos de los atractivos del último modelo en llegar a Ecuador de la marca japonesa.


La última novedad de Suzuki en Ecuador es la trail más potente y aventurera de su “line up” para el 2021… Presentada semanas atrás en Quito, esta moto llega para competir en el amplio y variado segmento de las doble propósito; y, la marca japonesa espera que su V-Strom 1050 XT de mucho que hablar entre los aficionados a este tipo de motocicletas.


Disponible en el mercado nacional solo en la versión XT (a nivel internacional también existe una estándar), es la trail más grande de la marca japonesa

y fue renovada adquiriendo una imagen off-road clásica evocando a la mítica DR-Z Big, utilizada años atrás en grandes competiciones como el mítico Rally París-Dakar.


Para lograr esto, los diseñadores le dieron un protagonismo especial a la parte delantera, en donde el conjunto formado por el tanque de combustible, el pico de pato, el parabrisas más alto y el faro delantero de forma rectangular, característico actualmente en la Katana, mantienen la esencia que hizo tan popular a la Big.


En el 2021 la XT recibió algunos cambios de diseño. “Es muy diferente al modelo anterior, aunque el chasis sigue siendo de doble viga de aluminio que brilla por su estabilidad a alta velocidad y su agilidad en zonas reviradas”, señala Juca Hernández, ejecutivo de Suzuki en la capital de la República, quien aclara, sin embargo, que “los cambios más importantes vienen en la parte interior”.


Suzuki no hizo una gran revolución en el apartado mecánico de la V-Strom 1050 XT, pero sí introdujo los cambios importantes y necesarios para cumplir con la normativa Euro5 y aumentar su competitividad entre las motos doble propósito. El primero y más notorio cuando se la maneja es que subió hasta 1037 cc, de ahí su denominación de 1050, y ganó en potencia hasta alcanzar los 106 CV a 8.500 rpm.


“No se escucha como que fuera una diferencia muy grande”, dice Hernández, “pero al momento de manejarla sí se sienten”. Además este motor, el conocido bicilíndrico en V a 90 grados, tiene una mayor elasticidad y entrega en el bajo y medio régimen; y, mantiene el Low RPM Assist, una ayuda electrónica para cuando se circula con el motor muy bajo de vueltas y que resulta muy útil con tráfico denso.


“La Suzuki V-Strom 1050 XT viene con muchas cosas nuevas, entre ellas un acelerador electrónico totalmente revisado y mucho más suave y sensible al tacto, que cansa mucho menos en viajes largos”, señala. “Y viene también con control crucero, que es algo muy útil porque se puede setear fácilmente desde los 50 hasta 160 km/h. Con él se puede frenar tranquilamente y luego regresar a la velocidad que está seteada”.


La electrónica de esta nueva V-Strom también mejora con tres modos de conducción que ajustan la respuesta del acelerador al gusto y estilo de conducción del piloto. El control de tracción también recibió nuevos ajustes y su funcionamiento queda condicionado al modo de conducción seleccionado, lo que facilita el manejo en distintas condiciones del camino.


Juca Hernández señala que “muchas personas pueden pensar que esta moto es más de asfalto, pero cuando la sacamos a mal camino se comporta espectacular. Se desempeña muy bien en cualquier superficie”.


La V-Strom 1050 XT recibe una nueva IMU (Inertial Measurement Unit) de Bosch muy compacta y que se encarga de gestionar, además del control de tracción, otras ayudas electrónicas como el Motion Track Brake, un ABS que funciona incluso con la moto inclinada; el Hill Hold Control, con el que se facilita las arrancadas en pendiente; el Slope Dependent Control, con el que se evita que la rueda trasera se levante cuando se circula en pendientes de bajada; el Load Dependent Control, una ayuda en la frenada cuando se circula con acompañante o con carga; y el Cruise Control, del que ya hablamos.


“La pantalla LCD con toda la información con una excelente visibilidad en el dia o la noche”, es otro de los puntos que destaca Hernández, ya que incluye: velocidad, tacómetro, marcha engranada, cuentakilómetros, dos parciales, consumo instantáneo y medio, autonomía, nivel de combustible, temperatura del motor y ambiental, reloj, y testigos de todas las ayudas electrónicas, entre los más destacados.


Respecto al equipamiento, la V-Strom 1050 XT ofrece iluminación delantera y trasera por LED, manillar de aluminio y una toma USB situada a la izquierda de la instrumentación, como elementos más destacados. También se anotan un punto positivo la pantalla ajustable en altura manualmente, los protectores de manos, el asiento regulable en altura, el caballete central, la toma de 12V y los protectores del motor y del cárter.


Y todo por un precio de USD. 24700, que por lanzamiento y al contado baja hasta los USD. 22230. En resumen… Una excelente opción para quienes gustan de las motos trail o doble propósito y quieren dar el salto a las máquinas de más de 1000 centímetro cúbicos.

67 vistas0 comentarios